Saltar al contenido

Como maquillar ojos caídos

abril 3, 2019

Cada persona es diferente, por lo que la anatomía y fisionomía de cada cara es única y particular. Es por eso que a la hora de maquillarse, es indispensable identificar previamente la forma de los ojos. Esto se debe a que no todas las técnicas de maquillaje de ojos son iguales y no todos los colores (o combinaciones) les quedan bien a todos los tipos de ojos. Los ojos son la ventana del alma y al maquillarlos resaltamos su belleza, es por eso que a continuación te ofrecemos los mejores consejos para maquillar los ojos caídos.

El primer paso para llevar a cabo cualquier técnica de maquillaje exitosamente es conocer la fisionomía y características de nuestro rostro perfectamente. En este sentido, los ojos caídos (a pesar de lo que muchas personas piensan), son del tipo de ojos más común en el mundo. Personajes del entretenimiento como Katie Holmes, se caracterizan por tener ojos caídos. A la hora de maquillar este tipo de ojos, la finalidad es lograr que se vean grandes, juveniles y alegres; y en este post aprenderás a lograr este efecto como un profesional.

Katie Holmes

Los ojos caídos se caracterizan porque los párpados caen sobre el ojo haciéndolos lucir cansados y pesados, gracias a un pliegue extra y generalmente grueso que se encuentra sobre el párpado. Además, este tipo de ojo por lo general cuenta con una comisura externa mucho más baja que la de personas con otros tipos de ojo, esto influye de manera directa a en el aspecto cansado típico de los ojos caídos.

Es importante que al momento de llevar a cabo el maquillaje para tus ojos no busques cambiar al cien por cien su forma, recuerda que la idea es resaltar tu belleza natural aportándole más vitalidad y atractivo, sacándole provecho a los rasgos de tu rostro.

El color es esencial, así que cuando busques sombras para tus ojos, escoge aquellas de colores que le brinden profundidad a tu mirada. Para ello, utiliza una paleta de colores neutros (p.ej. tonos tierra) y asegúrate que de sean mate para evitar intensificar el aspecto “cansado” de tus ojos. Siempre aplica en primera instancia una sombra mate como base, un color beige será perfecto como lienzo de tu maquillaje, ya que te servirá para jugar las gamas a través del difuminado.

Una vez que selecciones la paleta de colores que utilizarás, aplica el color más intenso sobre párpado móvil, sin abarcar el párpado duro ni la cuenca, ya que estas dos áreas tendrán una tarea importante más adelante. Seguidamente, aplica un color claro (que le siga en cuanto a tono al que usaste de base) sobre el párpado duro. Finalmente aplica el tono más oscuro en la cuenca del párpado, asegúrate de delinear muy bien su forma con la brocha de principio a fin, difuminando de fuera hacia dentro. Difumina tanto como creas necesario, y añade un toque de brillo con una sombra satinada en el centro del párpado, sin difuminar demasiado.

 

Una vez terminado el coloreado de tus párpados, utiliza un delineador (líquido, en gel o en lápiz), para delinear la línea de tus pestañas. Un buen delineado le otorgará aún más profundidad a tus ojos, haciéndolos lucir mucho más grandes. Delinea desde el interior de tu párpado hacia fuera y dibuja una pequeña cola en el extremo final.
No olvides aplicar máscara para pestañas, ya que esta es otra aliada para crear la ilusión de ojos grandes. Aplica varias capas primero en ojo y luego en el otro, desde la parte más interna hasta la parte más externa. También puedes usar pestañas postizas o extensiones de pestañas. Las opciones son infinitas. Y para concluir, aplica una pequeña cantidad de iluminador en el borde interno del ojo (borde lagrimal), esto le dará más brillo a tu mirada.

No products found.

Personaliza tu rutina de maquillaje y con la práctica lograrás dominar el arte de maquillar ojos caídos. Siempre añade tu firma personal, colores favoritos y técnicas preferidas, y verás como marcarás una gran diferencia. Además, no olvides completar tu look con un lindo labial, maquillaje para tus cejas y algo de rubor, y por supuesto… tu más hermosa sonrisa.

Esta técnica de es adaptable a cualquier marca y especialmente, a cualquier personalidad. Juega con los colores de tus sombras cada vez que te maquilles, de esta manera lograrás determinar los que más te favorecen y los que no. También selecciona el tipo de delineador que más te conviene en cuanto a técnica, practicidad, etc.